Guías en Todo lo que puedes hacer en Atenas

Grecia

Todo lo que puedes hacer en Atenas

VUELTIA
|
19-10-2021

 

¿Quieres saber cuáles son los lugares que no puedes perderte en tu viaje por Atenas?

¡Entonces estás en el post correcto! Vamos a contarte qué fue lo que más nos gustó de una de las ciudades más populares de toda la historia. Y justamente historia es lo que le sobra.

Pero por suerte, también es una ciudad con mucha vida y donde todo el tiempo encontrarás algo que te sorprenderá. Así que lee todo lo que tienes para ver en Atenas y comienza a planificar tu viaje.

También te daremos algunos consejos sobre dónde te conviene alojarte y te contaremos cuáles son los monumentos imprescindibles para ver en Atenas.

 

¿Qué puedo hacer en Atenas?

 

Atenas es el lugar ideal para aterrizar en Grecia y para usar como base para conocer lo mejor del país.

En la capital griega están los monumentos y museos más importantes del país, como la Acrópolis, el Partenón y la Antigua Ágora. Además, desde aquí podrás partir hacia los mejores destinos, ya que desde Atenas salen las mejores excursiones hacia las islas y hacia otros lugares interesantes, como Delfos y Meteora.

Ahora te contaremos uno por uno cuales son las mejores cosas para hacer y para visitar en Atenas.

 

Acrópolis de Atenas

Cosas que hacer y visitar en Atenas

 

Recorrer la Acrópolis y el Partenón

Sin duda conocer la Acrópolis está en la lista de los Must para todos los viajeros que visitan Grecia.

¿Pero por qué es tan especial este lugar? La Acrópolis griega fue construida en el siglo V a.C. y durante un largo período fue el epicentro cultural de Europa. Allí se unían el arte, la riqueza y la democracia. Debido a su importancia histórica fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

En la cima está el monumento más importante: El Partenón. Está construido con mármol en su totalidad y pesa más de 20.000 toneladas.

Además del Partenón, dentro de la Acrópolis ateniense hay muchos otros lugares que te recomendamos visitar:

El Odeón de Herodes Atticus: se trata de un teatro construido con piedras y que todavía se usa para representar obras durante el Festival de Atenas.

El Erecteion (o Erechtheum): este es un templo dedicado a Atenea y a Poseidón. Donde se puede ver una tribuna sostenida por 6 estatuas de niñas (las famosas cariátides), que sirven como columnas.

El teatro de Dioniso: donde estrenaron sus obras autores como Sófocles, Aristófanes y Esquilo.

La Propylaea (o puerta de Propileos): que es la puerta monumental por la que se ingresa a la Acrópolis.

Aprovecha también para visitar el Museo de la Acrópolis, uno de los museos más importantes del mundo. El moderno edificio que lo cobija hace que la visita ya valga la pena, pero además aprenderás mucho más viendo todos los hallazgos que se hicieron en la Acrópolis y que están guardados y conservados en el museo.

¡No podrás creer lo bien conservadas que están las estatuas que encontraron en los templos de la diosa Niké y los bustos de Artemisa y de Alejandro Magno! Todas estas obras representan la época más gloriosa de la Antigua Grecia.

 

Templo de Atenea

Visitar el Cabo Sunión

 

¿Recuerdas la leyenda de Teseo y el Minotauro? El final de esa historia sucede en Sunión, cuando lo visites aprenderás sobre toda la mitología que rodea este lugar.

El Cabo de Sunión es el punto más austral de la península griega, así que desde este punto tendrás unas vistas magníficas. Imagínate la belleza de ver el atardecer desde el peñasco con todo el mar Egeo brillando y sonando a tus pies y hasta el horizonte.

Además, allí existe un Templo de Poseidón, que hace que la visita sea aún más interesante.

 

Atardecer Cabo Sunión

Iglesia de Panagia Kapnikarea

Como nos ha gustado mucho, te recomendamos que la tengas en cuenta entre las cosas que ver en Atenas.

Es la iglesia más antigua de la ciudad. Fue construida en el siglo XI sobre un antiguo templo dedicado a un dios griego y hoy es una iglesia ortodoxa.

Si tu visita a la iglesia coincide con una misa, entra y disfruta del rito ortodoxo, pero recuerda presentar el respeto que corresponde.

Está a unas cuadras de la plaza Monastiraki, una de las plazas que más me gustan de la capital griega.

 

Museo Arqueológico Nacional

Este es el otro museo que tienes que visitar en Atenas. Es tan importante como el Museo de la Acrópolis.

Aquí podrás ver más de 20.000 objetos arqueológicos encontrados en toda Grecia, que abarcan todas las épocas, desde la prehistoria hasta la antigüedad tardía.

Podrás ver hallazgos increíbles de la Isla del Egeo, de Santorini, Micenas, Tebas y muchos otros lugares que fueron importantes en la Antigua Grecia.

¡No te pierdas la máscara de Agamenón, la estatua de Zeus y la escultura de Afrodita!

 

Ver un atardecer en Filopapos

La colina de Filopapos está ubicada en el centro de Atenas y ofrece las mejores vistas de la Acrópolis. Así que te aconsejo que lo incluyas en tu lista de lugares a visitar en Atenas.

Como la mayoría de los lugares importantes de Atenas, este también está plagado de mitos y leyendas. Dicen que aquí es donde Teseo se enfrentó a las amazonas.

Cuando llegues a la cima encontrarás el monumento funerario levantado en honor a Julio Antíoco Filopapo, el último príncipe del reino de Comagene, quien murió en el año 116 d.C.

Desde allí podrás ver buena parte de Atenas y de la Acrópolis. ¡No te cansarás de sacar fotos!

Otra alternativa para tener buenas vistas de la ciudad y disfrutar del atardecer es el monte Licabeto, que está más lejos de la Acrópolis pero se encuentra en una ubicación más elevada, así que también ofrece una postal magnífica. Por eso muchos prefieren el monte Licabeto para contemplar toda la ciudad.

 

Kerameikos, la necrópolis más grande de Grecia

El nombre de este barrio tradicional de Atenas viene de “cerámico”, y tiene que ver con que allí se ubicaban la mayoría de los talleres de alfarería de la ciudad.

Pero lo más curioso de este barrio es que es la necrópolis más grande de Grecia. En la actualidad se puede recorrer y observar las tumbas y lápidas milenarias. También podrás ver el camino que conducía hasta la Academia de Platón.

En el 478 a. C. se construyó un muro y el barrio se dividió en Cerámico interior y Cerámico exterior. La zona que quedó fuera de la ciudad se transformó en un cementerio donde se enterraban los soldados muertos defendiendo la patria. Y en la parte que quedó dentro, se encontraba el Ágora.

 

Anafiotika, el barrio más chulo de Atenas

Si piensas hacer una excursión por las islas griegas, para ir entrando en clima, entre todas las cosas que puedes hacer en Atenas, te aconsejamos visitar Anafiotika.

El rey Otón encargó a algunos albañiles de la isla de Anafi la construcción de su palacio. Los obreros, instalados en este barrio, comenzaron a extrañar su terruño, entonces decidieron recrear su pueblo y construyeron un barrio con la misma arquitectura que aquella isla donde se habían criado.

Para llegar hasta el barrio tendrás que subir muchos escalones, pero te aseguramos que el esfuerzo valdrá la pena. Además, podrás descansar y tomar algo en alguno de los bares de la calle Mnisikleous.

 

¿Cuáles son los monumentos imprescindibles que ver en Atenas?

 

El Templo de Zeus Olímpico

Visitar el Templo de Zeus es una de las actividades más interesantes para hacer en Atenas.

Fue construido alrededor del 470 a. C. sobre un templo dedicado a dioses panhelénicos.

Llegó a ser el templo más importante de la Grecia Antigua, así que te recomendamosque lo tengas en tu lista de qué visitar en Atenas.

Se trataba de una impresionante obra levantada en mármol extraído del monte Pentélico. Su diseño constaba de 104 columnas corintias de unos 15 metros de altura.

Un terremoto destruyó gran parte del terreno, pero las columnas que permanecieron en pie nos dan una buena idea de lo magnífico que llegó a ser este templo y lo que habrá significado para los antiguos habitantes de Atenas.

 

Templo Zeus

 

Biblioteca de Adriano

No es mucho lo que queda en pie de una de las bibliotecas más importantes que existieron en Grecia, pero podrás darte una idea de lo que era el edificio conocido como Biblioteca de las Cien Columnas.

La historia de este lugar es un resumen de la historia de los últimos 2 milenios en Grecia. Fue construido dentro del Ágora Romana de Atenas en el año 132 d. C. y albergaba una colección de miles de volúmenes.

Destruida en guerras y reconstruida. En su centro se construyó una iglesia cristiana, que luego fue reemplazada por una iglesia bizantina y en el siglo XIX sirvió como cuartel del rey Otón.

La entrada a la biblioteca está incluida en el pase a la Acrópolis, así que aprovecha tu visita a uno de los imperdibles de Atenas para también conocer la Biblioteca de Adriano.

 

Estadio Panatenaico

Es uno de los estadios más antiguos del mundo y el único construido enteramente con mármol blanco, que provenía de un estadio más antiguo.

Para que te des una idea de cuán viejo es, se sabe que una de las primeras reconstrucciones hechas con mármol es del año 329 a. C. ¡Y en el 140 d. C. ya tenía capacidad para 50.000 espectadores! En aquellos años se usaba para realizar los Juegos de las Panateneas, que se hacían en honor de Atenea.

Más allá de estos datos arquitectónicos, el estadio Panathinaikó es famoso por haber albergado los primeros Juegos Olímpicos modernos en 1896.

Te recomendamos que combines la visita al estadio con un paseo por el Jardín Nacional de Atenas, un lugar preciso para descansar luego de tanta caminata por la ciudad, especialmente en los calurosos veranos griegos.

 

La antigua Ágora

En la antigüedad el Ágora era la plaza central de la ciudad. Allí sucedía todo lo importante.

Era el epicentro cultural, social y político del pueblo, se realizaban los discursos y las elecciones, las representaciones teatrales y las celebraciones religiosas.

Durante siglos estuvo olvidada, hasta que a mediados del siglo XIX se comenzó a cavar para instalar las vías del ferrocarril y se encontraron los restos del Ágora.

De todo lo que existía en la antigüedad, el edificio mejor conservado es el Templo de Hefesto. Además, es posible visitar el museo, que está alojado dentro del Stoa de Átalo, que era el antiguo centro comercial de la ciudad.

Las mejores excursiones para hacer desde Atenas

 

Además de todo lo que puedes hacer y ver en Atenas, desde la capital griega podrás hacer excursiones para conocer los lugares más importantes del país.

Aquí te contamos cuales son los tours que más nos han gustado.

Excursión a Delfos

 

¿Creías que el Oráculo de Delfos era solo cosa de cuentos? ¡Claro que no! Y tú podrás visitar el lugar donde estaba.

La excursión parte de Atenas y pasa por la famosa ciudad de Tebas. Luego llega hasta el Oráculo de Delfos, que se ubica junto al monte Parnaso y se trata de una recinto sagrado que fue consagrado al dios Apolo y allí es donde profetizaban las pitonisas.

El paseo incluye una caminata por la Vía Sacra y una visita al Museo Arqueológico de Delfos, que cuenta con obras que te dejarán estupefacto, como el auriga de bronce, una de las mejores esculturas de Grecia.

 

Oráculo de Delfos

Tour para conocer los monasterios de Meteora

 

Cuando ves las típicas postales de Meteora puede que te preguntes a quién se le puede ocurrir construir en un lugar tan difícil. Lo cierto es que los monasterios empezaron a construirse en el siglo XII y los cristianos de aquella época consideraban que estas rocas elevadas a 600 metros de altura eran el lugar ideal para mantenerse aislados de los enfrentamientos políticos y poder controlar el acceso a sus templos.

Además, la geografía tan particular de estas rocas, las transformaba en un sitio perfecto para poder retirarse a rezar.

El tour por Meteora inicia con un viaje en tren por la campiña griega hasta la estación de Kalambaka. Luego podrás hacer paradas en varios miradores y en las cuevas ermitañas de Badovas y después podrás conocer algunos de los monasterios de Meteora.

Solo quedan 13 de los originales 24 monasterios, y solo 6 están en uso.

Ten en cuenta que al tratarse de monasterios ortodoxos se debe respetar cierto código de vestimenta. Por lo que los hombres no pueden ir con pantalones cortos y las mujeres deben usar faldas largas y tener los hombros cubiertos.

 

Foto de Meteora

Crucero por las islas griegas de Hidra, Poros y Egina

 

¡Deja de preguntarte a qué isla griega viajar y aprovecha este combo triple! Esta es una de las mejores excursiones para hacer desde Atenas.

El barco zarpa desde el puerto del Pireo y pone rumbo hacia la isla de Poros, la más pequeña de las tres islas.

A pesar de su tamaño, Poros tiene muchos atractivos. Desde un astillero ruso, hasta plantaciones de limones y naranjas y cascadas.

La segunda parada es la isla de Hidra. La capital de la isla es Puerto Hidra, donde podrás ver algunas mansiones entre las callecitas empinadas de la isla.

Esta isla no es reconocida por sus playas, ya que son rocosas, sino por la belleza de sus paisajes, por las mansiones que fueron construidas y porque no se permiten los automóviles, así que todo el mundo se mueve caminando, en mula o en barco-taxis.

Además, como es bastante turística, tiene muy buenos cafés para disfrutar con vistas al mar. Y el último destino es Egina, famosa por su ouzo, un licor dulzón bastante fuerte y con aroma a regaliz. Ideal para acompañar unos buenos mariscos.

 

Isla de Poros

Crucero por las islas griegas de Agistri, Moni y Aegina

 

¿Hay algo más atractivo que visitar una isla griega? Sí, visitar 3 islas. Este tour te encantará, todo el tiempo piensas que estás dentro de una postal. 

La primera parada es en Agistri, una pequeña isla con menos de 1000 habitantes.

La belleza de la isla está en su costa enmarcada por pinos y en sus playas de agua azul. No es tan turística como otras islas griegas, eso sumado a su entorno tranquilo y a subelleza natural, transformaron a Agistri en una de nuestras islas preferidas para conocer desde Atenas.

El segundo destino es la isla de Moni. Cualquier palabra que usemos será poca cosa para describir lo preciosa que es esta isla.

No hay humanos viviendo aquí, así que la fauna ha tenido libertad para expandirse. Así que podrás ver ciervos, cabras y pavos reales paseando por la isla.

También es reconocida por ser un muy buen lugar para bucear, hacer snorkel y nadar.

La última parada es la isla de Aegina. Tal vez sea una de las islas más famosas de Grecia.

Antiguamente fue una de las mayores rivales de Atenas. Tuvo tanto poder que fue la primera ciudad en acuñar monedas y fue una de las primeras ciudades marítimas de Grecia.

Ya en el siglo XIX aquí fue donde se instaló la primera capital de Grecia cuando el país luchaba por su independencia.

Uno de los mayores atractivos de la isla de Aegina es el templo Afaya, que formaba un triángulo sagrado junto al Partenón y al Templo de Poseidón del cabo de Sunión.

También existe en la isla un Templo dedicado a Apolo, que vale la pena visitar.

Y por supuesto, no dejes de pasear por sus callecitas para ver las casas de paredes blancas decoradas con macetas y flores coloridas y pintorescas.

Otra recomendación, aprovecha para entrar a alguno de los restaurantes y disfruta de la estupenda comida local.

Un dato curioso de Aegina: es la principal exportadora de pistachos del mundo. ¿A que no lo sabías?

 

playa de Isla Agistri

¿Dónde alojarse en Atenas?

 

Si estás buscando alojamiento cerca de la Acrópolis de Atenas, lo mejor será que te quedes en el centro de la ciudad. Esto abarca varios barrios, como Syntagma, Plaka, Monastiraki, Psiri, Thisio y Omonoia.

Aunque te cueste encontrarlos en un mapa (especialmente si está escrito con el alfabeto griego), todos estos barrios están a unos 15 minutos a pie desde la Acrópolis.

Además, están conectados por el sistema del Metro ateniense.

Ten en cuenta que durante la temporada alta es difícil conseguir una habitación de hotel en la zona céntrica, así que para esa época te recomendamos que busques alojamiento en otras zonas de Atenas.

Aclaro que aunque la temporada alta de Atenas es durante el verano europeo, la mejor época para visitar Grecia es durante la primavera y al comienzo del otoño, cuando la temperatura es mucho más agradable.

Así que si viajas en alguna fecha en la que los hoteles tienen mucha demanda, aprovecha que en algunos barrios que están apenas a 10 o 15 minutos de viaje en el Metro los precios son muchos más bajos. Si sigues este consejo, tal vez encuentres un hotel de 5 estrellas que esté un poco más alejado pero que te costará lo mismo que uno de 3 estrellas en pleno centro.

Para esto ten en cuenta algunos de los distritos que están más cerca de la costa, como Glifada o El Pireo.

 

Actividades que te pueden interesar

FORMAS DE PAGO

Paypal MasterCard Visa